LABKO: JURADO DE RENOMBRE EN SU PRIMERA EDICIÓN

El director de Zinemaldia “Festival de Cine de San Sebastián”, José Luis Rebordinos, integrará el jurado de la primera edición de Labko: Programa de Vinculación Profesional para el Desarrollo de Coproducciones entre Euskadi y Misiones.

Referente y hacedor de la cultura audiovisual vasca, Rebordinos se incorpora al programa que impulsan el Instituto de Artes Audiovisuales de Misiones (IAAviM) y el Clúster Eiken, para seleccionar a los dos equipos finalistas que participarán del laboratorio de desarrollo de proyectos.

A finales de este mes se evaluarán las propuestas de los cuatro equipos binacionales que participan de la primera etapa del programa. Los mismos trabajan desde enero a partir de la plataforma online de Labko, con el apoyo de los tutores -y miembros del jurado- Nicolás Batlle (Argentina) y Pedro Rivero (Euskadi), internacionalmente reconocidos por sus múltiples trabajos y premios.

La mirada experta de Rebordinos será fundamental para detectar el talento, la creatividad y el potencial de los dos proyectos que pasaran a la etapa final. Su labor en destacadas organizaciones del mundo cinematográfico como Donostia Kultura, European Film Academy, Festival de Cine y Derechos Humanos de San Sebastián, Semana de Cine Fantástico y de Terror y Zinemaldia; respalda su intervención como jurado especializado y le otorga a Labko el prestigio de contar en su proceso de curaduría con su vasta experiencia.

El trabajo de Rebordinos al frente del Festival de San Sebastián en los últimos ocho años permitió que Zinemaldia se posicione como uno de los principales eventos de la agenda cinematográfica mundial, impulsando fuertemente la industria del cine español y su comercialización internacional. Por su labor, en el año 2015 recibió la Medalla de Oro al Mérito en las Bellas Artes, otorgada por el Consejo de Ministros de España para distinguir a personalidades que se desempeñan en el campo de la creación, la educación, el fomento y difusión del arte.

Axel Monsú, presidente del IAAviM, Fran Valmaña, titular del Clúster Eiken y Elbio Nielsen, coordinador de Labko por Euskadi, celebran y destacan la participación de José Luis Rebordinos, Nicolás Batlle y Pedro Rivero como miembros del jurado finalista.

A la ya mencionada trayectoria de Rebordinos, se suma la experiencia del bilbaíno Pedro Rivero: ganador en dos oportunidades del Premio Goya y pre-seleccionado al Oscar por sus obras “Psiconautas, Los Niños Olvidados” (Mejor Largometraje de Animación 2017) y “Birdboy” (Mejor Cortometraje Animado 2012). Desde la década del noventa se desempeña como como guionista, productor y director en proyectos de cine, televisión, web, gráfica (comics) y teatro. En 2017 fue distinguido con el Premio Fant de Honor del Festival Internacional de Cine Fantástico de Bilbao por su trayectoria profesional. Por su parte, Nicolás Batlle, formado en la Escuela Nacional de Experimentación y Realización Cinematográfica y especializado en la Escuela Internacional de Cine y Televisión de San Antonio de los Baños, Cuba; cuenta en su haber con un extenso currículum en el que se destaca la producción de más de 60 obras audiovisuales (cortos y largometrajes, series de televisión, documentales, etc.). “Wakolda, pre-seleccionada al Oscar; “El Patrón, radiografía de un crimen” y “Mundo Alas”, son algunas de las producciones que obtuvieron reconocimiento internacional. Es autor del libro “Producción de Largometraje” y referente en Argentina en lo concerniente al rol del productor.

Rebordinos, Rivero y Batlle trabajarán juntos en la evaluación de los proyectos originales de Labko, co-creados por equipos conformados por un director, dos guionistas y dos productores (uno por país).

Los dos proyectos finalistas participarán de la instancia de desarrollo, capacitación y asesoría brindada por tutores, tanto de forma virtual como presencial a partir de residencias en ambos países. Al concluir el proceso, Labko les otorgará además a los ganadores la oportunidad de presentarse en los principales mercados audiovisuales de Euskadi y Argentina, con la ventaja de contar con el compromiso económico de las entidades organizadoras.